Messi, tampoco jugará la Champions contra el Borussia Dortmund. Messi amenaza al Barça....y Ansu Fati (16 años) hará que pronto se le olvide.


El FC Barcelona puede pagar a este tridente; España, no


En el FC Barcelona  aseguran  que la lesión del Leo Messi en el sóleo de la pierna derecha es muy delicada –en principio era para una semana- por lo que hay que mimar su sóleo y no es conveniente precipitar su vuelta, después de que su último partido jugado con la camiseta del Barça fuera la final de Copa disputada en Sevilla (25/05/19) y que, precisamente, perdió porque la ganó el Valencia. Luis Suárez se operó para poder jugar a copa de América. 

El astro argentino, el Dios Messi que ya tiene sustituto y quien le haga quedar en el recuerdo (Ansu Fati) lleva todo el 2018 y lo que va de 2019, a excepción de “juego” para su currículum personal, dando más pena que gloria. Un jugador que en 2018 ganó –oficial- 148 millones de euros y que, además, el Barcelona tuvo que pagar un suplemento a la hacienda pública otros 50 millones de euros en impuestos que cualquier catedrático, barrendero, ingeniero, jardinero los paga o se los descuentan de sus emolumentos. Eso de libre de impuestos suena a misa con cantos gregorianos.

Algún día jugará y meterá uno, dos o tres golazos y volverá a ser el número uno. Pero para el FC Barcelona ya no volverá a aportar casi nada. Ahora “pide” “exige” que para Navidad "le traigan" a Neymar (500 millones de euros primas aparte) Solo de ficha cobraría 75 millones de euros más otros 75 para Hacienda, cuando es posible que se marche él al PSG, a cambio de Mbappé. Neymar es un  jugador indisciplinado como el pocos hay en la élite del deporte, jugó en el Barcelona chantajeando al Presidente, Sandro Rosell, hasta que lo dejó en la cárcel –ahora absuelto, todo producto de las mentiras de su padre-. Además,  tiene demandado al Club,

Demanda de Neymar: El Brasileño ha interpuesto una demanda contra el Barcelona al que reclama la segunda parte a segunda parte de la prima de renovación que, por contrato, le correspondía percibir cuando abandonó el club azulgrana el pasado verano.


Neymar futbolista del PSG demandó al FC Barcelona  por impago de, aproximadamente, 30 millones de euros (26 millones de euros que tenía estipulados en contrato si seguía en el Barcelona.

El Barcelona, por su parte, ya tiene preparado el contrataque: le reclama, en el mismo juzgado de Primera Instancia de Barcelona en el que ha recaído la denuncia del jugador, el total de los ingresos derivados de la renovación que rubricó meses antes de fichar por el PSG, así como una multa de nueve millones de euros por daños y perjuicios. En total, 75 millones de euros.

En cuanto a la reclamación de Neymar, el Barça consideró que no procedía el pago, toda vez que el brasileño había decidido irse como así fue. El club se aferra a la literalidad del nuevo contrato suscrito con el futbolista, que le unía al Barcelona hasta el 2021, y considera que ha sido incumplido unilateralmente por parte del futbolista.

El Barça llegó a depositar ante notario la cuantía pendiente de la prima de renovación del jugador a la espera de conocer cuál era su decisión final, como muestra de su voluntad de abonar dicha cifra si el delantero cambiaba de opinión y se quedaba en Barcelona. Sin embargo, al cerrar su traspaso por el PSG, el club azulgrana comunicó públicamente que no abonaría un solo euro y Neymar advirtió, por su parte, que la reclamaría y que dejaba el asunto en manos de sus abogados.

En caso de ganar el procedimiento judicial impulsado contra el Barça, los emolumentos gastados por el club en Neymar durante su estancia en la Ciudad Condal superarían ampliamente los 250 millones de euros. Y es que precisamente ahora la Audiencia Nacional ha tenido conocimiento de los ingresos reales que percibió el brasileño en el club azulgrana y que se habían mantenido en secreto hasta ahora. Muy lejos de los 57,1 millones de euros en los que cifró el ex presidente blaugrana Sandro Rosell el fichaje del jugador al Santos brasileño. Según la documentación inédita del padre del futbolista, entregada a la Justicia brasileña por Eduardo Musa, quien fuera la mano derecha del progenitor, el coste del traspaso se elevó realmente a 137 millones de euros netos. A lo que hay que añadir un salario durante los años de contrato de 72 millones de euros.

El pago de estas cantidades mediante la confección de una batería de contratos simulados ha sido investigado por la Audiencia Nacional, que se encuentra a la espera de fijar la fecha para juzgar el ya denominado caso Neymar por estafa y corrupción entre particulares.

El juez José de la Mata abrió juicio oral siguiendo la instrucción de la Sala Penal de la Audiencia Nacional contra Neymar, sus padres, el presidente del Barça, Josep Maria Bartomeu, su predecesor Sandro Rosell así como contra el Barça y el Santos como personas jurídicas.

Todo está claro, el jugador se fue, el jugador no tiene derecho a ninguna prima de renovación. El Barcelona ganará el juicio, pero resulta que quien filtra los datos al juez y quien se querella es el padre de Neymar, insolvente lo mires por donde lo mires. Padre e hijo, solo trataban de dañar la imagen del FC Barcelona, como ahora lo están haciendo con el PSG lo volverán a hacer con el FC Barcelona y tendrán colaboradores destacados como Messi y Suárez. 

Messi: “No sé si el Barça hizo todo lo posible para para que regresara Neymar”



Es posible que pueda jugar contra el Borussia Dortmund.

“Me hubiese encantado que viniera Neymar. Sinceramente, no sé si el Barça hizo todo lo posible para su regreso pero es cierto que negociar con el PSG no es fácil”.

Leo Messi reconoció públicamente que quiso tener a su amigo Neymar en la plantilla esta temporada. “Me hubiese encantado que viniera Neymar. Sinceramente, no sé si el Barça hizo todo lo posible para su regreso pero es cierto que negociar con el PSG no es fácil”, dijo el argentino a Sport.


En este sentido, el capitán azulgrana añadió que “no estoy decepcionado” y recordó que “tenemos una plantilla espectacular, que puede optar a todo, también sin Ney”. A pesar de ello, sobre el brasileño Messi insistió en que “a nivel deportivo Neymar es uno de los mejores del mundo. Y con él, a nivel de imagen i espónsors, el club hubiera dado un salto”.

A la vez, Messi también desmintió que fuera él quien le solicitara al presidente el fichaje de su amigo. “Nunca le pedimos el fichaje de Neymar, simplemente dimos nuestra opinión”. De tal manera quiso acabar con los rumores de que es él, Leo, quien manda en el club. “Ha quedado demostrado que no es así”.

Estaría encantado con la llegada de Puyol

Por otro lado, Messi se posicionó a favor de la llegada de Carles Puyol como nuevo mánager general, que tal y como apuntó MD es la opción preferida del presidente. “Puyol sería ideal como secretario técnico”. Y puntualizó: “Sería bueno para el club que hubiera una estabilidad y no tantos cambios en la estructura deportiva”.

Quiere seguir, pero ganando

Más allá de ello, Messi también habló de su situación contractual. Cabe recordar que en la última renovación pactó quedar libre en 2020. “Esta es mi casa y no quiero irme” y añadió: “pero quiero ganar”. “Para mí no significa nada la cláusula o el dinero. Me muevo por otras cosas. Lo más importante para mí es tener un proyecto ganador”, subrayó.

Finalmente también tuvo palabras a nivel personal y, concretamente para su pareja. “Antonela lo es todo para mí, es una compañera espectacular, que sabe entrarme siempre, especialmente en los malos momentos”, comentó Leo Messi.

Confirma que recayó de su lesión

Messi habló de su regreso a los terrenos de juego. “Volveré si estoy al 100 por cien”. Y confirmó que tuvo una recaída antes del partido del Betis. “Cuando pensé que estaba bien, antes del Betis me resentí un poquito y se me abrió un poquito más”.

Dembélé y su salto profesional

También tuvo palabras para Dembélé, de quien dijo que “tiene unas condiciones impresionantes, que puede hacer lo que él quiera, que es muy joven y que este año es muy importante para él”.

Sobre el delantero francés apuntó que “debe hacer el cambio ese a ser profesional, de ponerse eso en la cabeza, de que sea una meta para él triunfar en el Barcelona, como él quiere. Espero que no tenga la mala suerte que tuvo estos años con las lesiones porque el año pasado, cuando más le necesitábamos, se lesionó. Ojalá este año no le pase y pueda demostrar todo lo que tiene, que es muchísimo. Como jugador es impresionante”, sentenció sobre Dembélé.

Su poco trato con Griezmann


Otro delantero azulgrana es Antoine Griezmann, llegado este verano. “Le conozco muy poquito porque desde que llegué estoy lesionado, entreno al margen. No entreno mucho con el grupo. Se fueron de gira y cuando volvieron compartí muy poquito en el vestuario. Pero en los entrenamientos no estoy. Ya tendremos oportunidades de compartir muchas cosas”.




No hay comentarios:

Publicar un comentario