viernes, 7 de septiembre de 2018

Tenemos el Gobierno más autosuficiente de la historia. Pero, también el más chapucero, traidor, ineficaz, dañino, inepto e incapacito neurológicamente.


Blog de Juan Pardo


El Gobierno que, actualmente, desgobierna el reino de España es cuando menos atípicamente malévolo. Por dañar y sin ninguna necesidad peyorativa, día a día, pactan por la mañana lo que desdicen por la tarde. ¿Intentan transmitir a los españoles de buena fe una connotación negativa de desprecio irrespetuoso? Creo que no tienen capacidad mental ni para eso. Solo tratan de adoctrinar al pueblo en los principios de una determinada creencia, especialmente con la intención de ganar partidarios que incorporarán a su rebaño de ovejas populista. Posteriormente y, poco a poco, les irán configurando a su imagen y semejanza. O sea, humanoides de un solo ojo con  visión borrosa, Cíclopes. Un tonto sin adoctrinar es como un burro en celo.


Por ejemplo: La ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera. Tras alcanzar el precio del megavatio hora su máximo anual el pasado miércoles, la jefa del ministerio para la Transición Ecológica, Teresa Ribera; después de apuntar, por la mañana,  varias medidas para cambiar la situación; por la tarde dice que el ejecutivo no puede hacer nada para frenar la subida de la factura de la luz. Globos sonda soviéticos.

Vía impuestos, el Gobierno incrementa el recibo de la luz un 57%. El país de la UE que más grava dicho impuesto es de un 21%. Hay países, como Alemania, cuyo gravamen es cero. Iberdrola Renovables donde pastan varios exministros y jefes de calado político tiene sin conectar a la RED eléctrica el 80% de su producción. Lo normal es que dicha depreciación por falta de consumo repercuta en una bajada a la industria, al objeto, de que puedan ser más competitivos sus productos. La energía renovable que no se consume “se pierde” para todos.

El inquilino de La Moncloa con sus golpistas celebraba a bombo y platillo el milagro de actualización de las pensiones e incluso sembraron las calles con jubilados en la inopia. Pero su gozo en un pozo, los súperimpuesos que preparan los absolutistas aplicable a las rentas más bajas supera en u punto porcentual dicha subida de pensiones.

El Miércoles pasado, el Gobierno rescinde un contrato de suministro de 400 bombas -material bélico- con Arabia Saudí. Ayer se lo piensan. Esta mañana en Consejo de Ministros se replantean no rescindir dicho contrato. Esta tarde habrá luz verde para el suministro de "las bombas" que cuando estaban en la oposición tanto voceaban. 

Desde que culminó con éxito para los golpistas la moción de censura, los inversores han retirado  más de 60.000 millones de euros y podemos le ordena a Pedro Sánchez que mano dura con ellos. 

Pero en España, lo que realmente importa es comprobar si Francisco Franco está vivo o muerto. Cinco años luchando Zapatero por certificar su muerte y ahora, Pedro Sánchez encabritado por lo mismo. Justo la misma táctica bolivariana de Hugo y Maduro, cada vez que el pueblo despertaba.
  
El Gobierno autoriza a que los Ayuntamientos puedan subir el IBI hasta en cinco veces su valor actual, cuando precisamente el 75% de las viviendas en propiedad son o proceden de jubilados. Digo “proceden” porque el impuesto de sucesiones, ilegalmente pero lo cobran, en Andalucía ya es de un 26%, tanto por ciento que piensan aplicar en todas las comunidades.  

Para terminar. Soros patrocina el independentismo catalán.  Ada Colau recibió tres veces 500.000 euros para “revivir” el espíritu secesionista, mucho antes de que fuese alcaldesa de Barcelona. Ahora que es un hervidero de odio entre miembros de la misma familia, Angela Merkel, les dogmatiza y ayuda económicamente.

Publicar un comentario