Sigue el blog por EMAIL. Seguir por EMAIL

sábado, 4 de marzo de 2017

Susana Díaz saca pecho por la "historia" del PSOE en Andalucía. Éramos los últimos y somos los últimos.

Resultado de imagen de susana diaz
La presidenta de la Junta de Andalucía y secretaria general del PSOE andaluz, Susana Díaz, sigue sin dar el paso de anunciar su candidatura a la Secretaría General del PSOE. Enfundada en una chaqueta verde y ante un auditorio entregado de más de 2.500 personas, Díaz ha proclamado este sábado en Sevilla que "la gente quiere que el PSOE vuelva, pero no quiere que vuelva el pasado", en lo que ha sonado como un recado a Pedro Sánchez, el ex secretario general y aspirante a recuperar el liderazgo en las primarias. "Quieren que vuelva un PSOE que sepa de dónde viene, a quién se debe, qué representa y qué es lo que quiere para Andalucía y para España en el futuro. Ese es el PSOE que yo quiero, del que me siento orgullosa y que entre todos vamos a seguir construyendo", ha defendido entre los aplausos de sus seguidores. 

Cuando se cumplen 32 días desde que Pedro Sánchez diera el paso al frente en la localidad sevillana de Dos Hermanas, Susana Díaz no cree que sea ahora el momento de lanzarse a la lucha por liderar su partido. Sin embargo, ha alardeado de la "fuerza" del PSOE andaluz, la federación más poderosa del país. "Andalucía dio ejemplo siempre. No hemos fallado nunca a los socialistas, hemos estado a la altura. Andalucía no le ha fallado nunca al PSOE ni ahora ni en el futuro", ha señalado. 

Para Susana Díaz, el país "necesita la visión de los socialistas andaluces" porque "entendemos nuestra identidad sumando a los demás". "Nuestra misión es sumar a los murcianos, a los valencianos, a los gallegos, a los madrileños, a los vascos... a todos los que compartan la bandera de la igualdad" porque es "la historia de nuestra tierra y nuestro partido".Chaves y Griñán. En la «historia» del PSOE en otros momentos silenciada por la propia Susana Díaz, este sábado sí ha recordado a todos sus antecesores en la Presidencia de Junta de Andalucía, incluidos aunque de pasada Manuel Chaves y José Antonio Griñán, ambos a punto de sentarse en el banquillo de los acusados por el escándalo de los ERE irregulares financiados por el Gobierno andaluz durante una década con casi 1.500 millones de euros. Así, la presidenta de la Junta se ha referido a «Manolo», por Chaves; «Pepe», por Griñán; «Pepote», por José Rodríguez de la Borbolla; y Rafael Escuredo; los cuatro ex presidentes del Gobierno andaluz. En el acto del PSOE en Sevilla sólo estaba presente Rodríguez de la Borbolla. Su auditorio ha respondido con aplausos las menciones. Susana Díaz ha querido dejar claro que el PSOE es "su pasión", al igual que la del resto de socialistas, pero el "compromiso" siempre debe ser estar al servicio de los ciudadanos. Ha defendido además que son socialistas "sin apellidos y sin etiquetas". 

En su discurso, la presidenta de la Junta ha lanzado puyas a diestro y siniestro. A Mariano Rajoy lo ha acusado de presidir un gobierno "cruel e insensible", que "ha jugado con los derechos de las personas", después de "recortar 9.000 millones" en sanidad. Sobre Podemos, que ha evitado mencionar, ha instado a los socialistas a mostrarse sin complejos ante quienes "pretenden asaltar cielos y sólo querían asaltarnos a nosotros". Agujero en las cuentas. Cuando la gestión de Susana Díaz en Andalucía se encuentra más cuestionada que nunca, con manifestaciones multitudinarias en defensa de la sanidad y con demoledores informes como el de la Cámara de Cuentas, alertando sobre el agujero millonario en las cuentas del Gobierno andaluz, la presidenta ha subido al escenario a profesionales «que no son militantes del PSOE», según ha dicho, que han estado una hora lanzando alabanzas a la presidenta de la Junta. 

El médico Juan Sergio Fernández, que se ha referido al consejero de Salud, Aquilino Alonso, como «mi querido amigo», ha ensalzado logros de la sanidad andaluza que son la «envidia» de otras comunidades. Lo ha hecho justo un día antes de que en Granada vuelva a salir otra manifestación convocada por el médico de urgencias Spiriman contra los recortes sanitarios y las fusiones hospitalarias. 

Van ya una docena de protestas en los últimos meses en todas las capitales andaluzas. Durante la celebración del PSOE andaluz del Día de Andalucía, no hubo tiempo para la autocrítica y tampoco para responder a las preguntas de los periodistas. Susana Díaz llegó con media hora de retraso al acto y sin detenerse ante los numerosos reporteros que la esperaban. Se fue, por tanto, sin dar explicaciones sobre el último informe de fiscalización de la Cámara de Cuentas regional, que sitúa en casi 350 millones de euros las pérdidas del conglomerado público andaluz y en 6.772 millones de euros la deuda global del que viene informando.


Este mismo informe refleja un agujero de 6.400 millones de euros en gastos pendientes de justificar, gran parte de ellos subvenciones, y otros 1.739 millones en facturas pendientes sin partida presupuestaria, esto es, facturas en el cajón por gastos realizados sin contar con dinero ni crédito en el presupuesto.
Publicar un comentario