Sigue el blog por Email

jueves, 2 de marzo de 2017

Pilar Rahola: Si suspenden la autonomía habrá una revuelta catalana u otra guerra civil.

La ganadora del Premi Ramon Llull 2017, Pilar Rahola.

Pilar Rahola ha estrenado nuevo libro “Rosa de Cendra” (Rosa de Ceniza) y está exhultante. El libro sitúa la acción en la Semana Trágica y pretende hacer ciertos paralelismos con la situación actual. Incluso hay un personaje inspirado en Albert Rivera.

En una entrevista concedida al periódico separatista El Nacional, ha aprovechado la promoción del libro para comentar la situación política. Rahola vaticina que antes de otoño habrá intervención de la autonomía catalana y que si eso sucede habrá una “revuelta catalana a lo grande.

Pilar Rahola gana el Ramon Llull con una novela sobre la convulsa Setmana Tràgica (1909) Es muy buena novela, pero el premio solo se le otorga a políticos de izquierdas. 

‘Rosa de cendra’ evoca una época que "funciona como espejo inverso del momento actual”, dice la tertuliana

Una mirada llena de contradicciones sobre uno de los episodios más controvertidos de la historia de Barcelona, la Setmana Tràgica de 1909, y que puede funcionar como “espejo inverso” de la situación sociopolítica actual a partir de tres personajes ideológicamente opuestos de una misma familia, ha permitido a la periodista Pilar Rahola ganar, con la novela Rosa de cendra, el 37º Premi Ramon Llull de les Lletres Catalanes. Convocado por el Grupo Planeta, es, entre los galardones a obras escritas en catalán, uno de los mejor dotados (60.000 euros) y de mayor difusión internacional, puesto que comporta también su publicación en castellano y francés.


 “Aquel episodio recuerda en lo político y en lo económico al momento actual, se pueden hacer paralelismos peculiares, pero mi intención ha sido tejer una historia familiar puramente literaria, no tomo partido por ningún personaje”, insistía ayer Rahola, consciente de su peso mediático y de su faceta como vehemente tertuliana y opinadora alineada con las tesis independentistas.

Bajo esa premisa, Rahola (Barcelona, 1958) refuerza que Rosa de cendra (“un homenaje al epíteto Rosa de foc con el que los anarquistas definieron la Barcelona de aquella época”) es una continuación de su segunda y hasta ahora última novela, Mariona, que terminaba cuando esta despedía a su nieto que embarcaba destino a la Guerra de Cuba.

En la novela ganadora, ese nieto es una de las tres grandes voces de la obra, al volver oscuramente marcado de ese conflicto. Otro de los miembros de la familia es un anarquista, amigo del pedagogo Ferrer y Guardia, creador de la Escuela Moderna y después fusilado en Montjuïc y al que además Rahola añade su inclinación homosexual, “una condición terrible, pero que me permite introducir también una mirada femenina”. La tercera mirada del poliedro social que caracteriza la época está en otro personaje familiar que es miembro de la catalanista Solidaritat Catalana, amigo de Cambó y Prat de la Riba...


“Fue un momento de contradicciones profundas en la sociedad catalana, con el inicio del sindicalismo y el catalanismo político ascendente, el populismo de Lerroux, la construcción del Palau de la Música y la apertura de la Via Laietana... Y en ese contexto están mis personajes, por los que no tomo partido; aquí huyo de la opinión”, apuntó la autora sobre un libro en el que asegura que ha trabajado “casi cinco años” por lo que respecta a la documentación histórica: “no he leído ni una sola novela al respecto; todo han sido ensayos”.
Publicar un comentario en la entrada