Sigue el blog por Email

sábado, 12 de noviembre de 2016

Drogas, alcohol, prostiticón y cárcel son las facetas de la madre de Nolito, jugador del Manchester City.

Resultado de imagen de Nolito
El Mirror ha destapado la vida de Rocío Agudo Durán, de 46 años, madre del jugador del Manchester City Nolito, que ha cargado duramente contra el delantero por “obligarla a mendigar” para sobrevivir, según recoge el medio inglés. La relación entre ambos está rota, explica el rotativo, después de que discutieran por whats app en julio 2015, fecha desde la que no se hablan. En uno de los mensajes a los que ha tenido acceso el Mirror, Nolito acusa a su madre de sólo querer hablar con él cuando necesita algo. “Si quieres pedir en la puerta del supermercado, hazlo. Y si quieres robar, roba”, le dijo en otro mensaje el internacional español a su madre después de que esta le criticara por emplear a otra persona para limpiar su casa, en vez de darle a ella el trabajo. “Tú no te peleas por tu madre. Mientes a la prensa diciéndole que nos cuidas”, acusa la madre.

Rocío vive en una casa ocupada con sus gemelos de seis años, Candela y Jesús. “Estoy segura que ninguna otra madre de un futbolista de la Premier League está viviendo como yo. Ocupé la casa en la que estoy el pasado octubre, después de que Nolito dejara de pagarme el alquiler en otro sitio en el que estaba viviendo cerca”, explica la madre de Nolito que añade que “obviamente estoy aterrada de que pueda encontrarme tirada en las calles en cualquier momento con dos niños y sin tener donde ir”.

Nolito nunca habla en público de su madre Rocío, aunque sí que suele acordarse de Manuel y Dolores, sus abuelos, a los que considera sus padres por haberle criado desde pequeño. “Ellos me educaron y me dieron todo lo que pudieron”, dijo Nolito en una ocasión. El Mirror explica que en Sanlúcar de Barrameda, donde el jugador del City es considerado un héroe, todos conocen la historia de la familia y el crack veranea todavía allí, a diez minutos de la casa ocupada por su madre, que cumplió una pena de 13 años por delitos relacionados con drogas. Rocío dejó las drogas después de saber que estaba preñada de gemelos y vivió con sus bebés en la cárcel hasta que tuvieron tres años. “Era adicta a fumar heroína después de haber sido echada de casa después de una pelea familiar cuando tenía 17 años y Nolito 21 meses. Caí en la gente equivocada. Lo dices, lo tomo. Solía robar en tiendas para tener dinero para comprar drogas, pero la mayoría de mi efectivo vino de la prostitución”, dijo al Mirror.

Rocío asegura que pidió a Nolito ayuda para su hermano discapacitado Marco Antonio, que murió en diciembre. “Vivía en un trastero debajo de la primera planta donde Nolito creció, porque no podía subir las escaleras. Supliqué a mi hijo que le comprara un sitio adecuado para vivir con dignidad, pero todo lo que obtuve fueron promesas”, dice la madre del jugador que arremete contra “su otra familia”. “Ha sido persuadido por su otra familia y tan llamados amigos que una madre ex yonqui presidiaria no es buena para su imagen, y tenerme fuera del camino significa más dinero para ellos”, acusa de nuevo Rocío que añade que “hice lo que pude por él en su niñez y me visitó en prisiones de toda España, e incluso me consiguió una casa después de la cárcel cuando salí, antes de pagarme el alquiler por casi un año y medio. El dinero ha cambiado a mi hijo. A él no le gustaba que yo era la única que le decía las cosas directamente, en vez de aplaudir todo lo que hacía como los parásitos que le rodean”, recoge el Mirror. Después de la discusión, Rocío permaneció fuera de una de las casas de lujo del jugador con un cartel: “Hola, me llamo Rocío Agudo Durán, soy la madre de Nolito, jugador del Celta y de la Selección española. Pido trabajo y no me ayuda y me veo en la obligación de pedir para darle de comer a mis hijos. Comida, gracias”.

Por su parte, la abuela de Nolito, Dolores, cargó contra Rocío, también al Mirror. “Todo lo que mi hija dice son mentiras. Las malas maneras con las que habla de él es feo. No entiendo como una madre le pueda hacer eso a su propia carne y sangre. Nolito es una persona humilde, un amigo verdadero de sus amigos. Siempre la ayudó a ella y a los pequeños. El problema es que ella siempre pedía más y más”
Publicar un comentario