Sigue el blog por EMAIL. Seguir por EMAIL

jueves, 18 de agosto de 2016

Por su nefasta gestión política, Rajoy se arrastra/se entrega a Sánchez y Rivera.


Rajoy ha echado por la borda, en una semana, todo el trabajo de 5 años y np precisamente para eso se le nombró "jefe" del aparato conservador. 

Se le debería caer la cara de vergüenza por dejarse someter, ponerse a la orden de un pierde pueblos como Rivera, a su vez subordinado de Pedro Sánchez.

A Rajoy, no le interesa está geometría plana ni la aritmética ábaca para despejar la incógnita de la aburrida situación política y financiera en la que nos encontramos.

Bien sabe Mariano que como le ha dicho sus asesores, ya que con cuatro partidos "grandes" es imposible formar Gobierno con mayoría absoluta....hay que asfixiar a sus oponentes.  

En el mejor de los supuestos, el PP solo conseguía un Gobierno débil -6 meses máximo de poder- y hay si que hubiese destrozado las ilusiones que han depositado en los de la paloma, 9 millones de españoles.  

Mariano Rajoy ha anunciado este jueves que está en disposición de acudir a la sesión de investidura cuando la presidenta del Congreso, Ana Pastor, lo estime «oportuno y conveniente». Tras reunirse con el líder de Ciudadanos durante una hora en el Congreso, ambos candidatos han confirmado en rueda de prensa que el PP se compromete a firmar las seis condiciones del pacto anticorrupción impuestas por la formación naranja y a cerrar esta misma tarde una fecha de investidura.
«Hemos dado un paso decisivo para formar Gobierno y que no se repitan elecciones -ha considerado Rajoy-. Mañana iniciaremos las negociaciones para que Ciudadanos apoye al candidato del PP en la investidura; hay buena disposición por ambas partes, yo confío en que mañana, después de que el PP firme las condiciones propuestas por Ciudadanos,  haya acuerdo». 
Según el candidato de Ciudadanos, el presidente del Gobierno en funcionesse pondrá en contacto hoy mismo con Ana Pastor para proponerle una fecha para el debate y firmará mañana el pacto, que recoge «literalmente» las seis condiciones formuladas por su partido. «Ciudadanos ha desbloqueado la situación -ha manifestado Rivera-. Este país se va a poner en marcha con un Gobierno de minoría, pero se va a poner en marcha».
Ciudadanos entiende así que, cumplidos esos dos trámites, este mismo viernes por la tarde podrán sentarse a negociar con el PP los compromisos que permitirán que los 32 diputados de Ciudadanos acaben votando a favor de la investidura de Mariano Rajoy. A su juicio, este paso aleja las elecciones: «Si alguien hace cábalas con unas terceras elecciones, que se lo quiten de la cabeza», ha remachado.
Llamamiento al PSOE
Tras la reunión, tanto Rajoy como Rivera han apelado a la colaboración del PSOE de cara a la formación de nuevo gobierno. Aunque el líder de Ciudadanos ha remarcado que no le corresponde a él sumar apoyos o abstenciones para la investidura, ha dicho una vez más al PSOE que espera que «reflexione con el sentido de Estado que muchas veces ha demostrado» desde la Transición. «Toca preguntarnos qué podemos hacer por nuestro país», ha afirmado.
El presidente del PP, por su parte, ha reafirmado su intención de hablar con Pedro Sánchez para pedirle «su colaboración» o para que «plantee la alternativa que estime oportuno», un mensaje en el que ha insistido a través de su cuenta de Twitter.
Publicar un comentario