Sigue el blog por EMAIL. Seguir por EMAIL

martes, 28 de junio de 2016

Lucha encarnizada en Podemos tras el fracaso electoral.

El fracaso electoral ha provocado ya los primeros choques entre familias en Podemos. Si la confluencia con Izquierda Unida era motivo de división antes de las elecciones, el fallido resultado ha revuelto los ánimos entre los afines de Pablo Iglesias e Íñigo Errejón, cuyas reflexiones y declaraciones públicas denotan la creciente tensión por la estrategia en las elecciones.
Visiblemente molesto por la bronca a cuenta de la alianza con IU, Iglesias ha salido este martes a contener las duras críticas internas". El líder de Podemos ha reprochado a los suyos que estén dando "ciertos relatos y ciertos discursos a los adversarios políticos". Así, ha reclamado "calma" y ser "prudentes" y "responsables" para no reavivar el debate de si había que confluir con la formación de Alberto Garzón o no.
Así, el líder de Podemos ha criticado a quienes como Sergio Pascual o Mónica Oltra intenten "arrimar el ascua a su sardina" tras ver el resultado en lugar de haberlo hecho antes en los órganos de dirección, donde se aprobó la alianza. En el caso de la vicepresidenta valenciana, que también ha cuestionado los efectos ir con IU, Iglesias ha recordado cómo en los mítines "saludaba" la presencia de Garzón y dijo lo "contenta que estaba" de que estuviera ahí. "Es sencillo hacer análisis a toro pasado sobre las cosas", ha lamentado en La Sexta.

Frente a las críticas, Iglesias se reafirma en que Podemos ha actuado "correctamente" al presentarse con IU y ha advertido de que "a lo mejor si no lo hubiéramos hecho habría sido peor". Este argumento ya estuvo encima de la mesa cuando en abril se pensó en el acuerdo, momento en el que las encuestas coincidían en señalar una considerable caída de Podemos en intención de voto y una fuerte subida de IU.
Por su parte, el bloque errejonista tiene claro que les habría ido mejor sin etiquetas. Ése es el mensaje lanzado por el ex secretario de Organización de Podemos Sergio Pascual, hombre de confianza de Errejón. El diputado de Unidos Podemos por Sevilla ha considerado que la coalición ha sido "demasiado ambiciosa en términos de poner etiquetas" y también demasiado "apresurada" en los plazos.
"Quizás decir que ya éramos una confluencia, que habíamos construido una organización política nueva, que todo esto había llegado para quedarse y que no había matices, era demasiado apresurado cuando todo ocurrido en apenas un mes", ha explicado el ex dirigente en una entrevista en Canal Sur.
"Hubiera sido mejor haber planteado que éramos una coalición de partidos y que cada uno tenía su cultura política y su identidad propia pero que ponía sus siglas por detrás de los ciudadanos", ha defendido Pascual. De haberlo hecho así, "hubiera sido más fácil dirigirnos a los ciudadanos y no perturbar cómo llegaba el mensaje". "Al intentar ir más allá y demasiado apresudaradamente, nos hemos puesto un palo en la rueda a la hora intentar explicar a los ciudadanos en qué consistía el proyecto", ha admitido.
En el análisis hecho por Oltra, líder de Compromís, la confluencia no ha triunfado porque parte del electorado, que "está más en la centralidad del tablero", no la ha visto con buenos ojos. "Cubrimos un espectro demasiado amplio del electorado al que con determinadas confluencias no se llega igual", ha señalado en la Cadena Ser.

Cruce de mensajes entre 'errejonistas' y 'pablistas'

La tensión se revela también en los canales de comunicación utilizado por los dos grupos. A falta de que la dirección de Podemos haga autocrítica, los afines a Iglesias señalan a la campaña como el elemento que ha fallado mientras que loserrejonistas tiene claro que el error ha sido pactar con IU.
"Nadie se esperaba estos resultados y toca pensar. No es el momento de los sabios del 'ya lo dije yo', y que sin embargo no dijeron nada", reprochan el grupo de Los Muchachos, afines a Iglesias, que ponen el acento crítico la campaña dirigida por Errejón. "Demasiados confiados en la victoria hemos jugado para mantener un resultado imaginario intentando consolidar lo que aún no habíamos ganado. Con la hipótesis del desempate hemos pasado a jugar la prórroga y perder en los penaltis", recriminan.
Por su parte, la familia errejonista, muy reacia y distante siempre respecto al pacto con IU, hacía el diagnóstico precisamente descargando la responsabilidad en la alianza con Alberto Garzón. "La confluencia es el camino o no. Anoche, tras un resultado desolador y comprobar que 5+1 no eran 6, sino que eran 5 e incluso menos, Pablo Iglesias de manera precipitada nos dijo que el camino, ese camino que no ha permitido descansar al PP ni al PSOE, es el correcto", señala el grupo Pueblo, Patria, Podemos, que sentencia claramente que ha sido un "lastre" para la formación morada.
"La identificación con el bloque de izquierdas tradicional, caduco, que no ilusiona; la mala convivencia en multitud de territorios, su egocentrismo por ver quién tiene la bandera más grande nos lleva a valorar si es lo deseado. ¿Queremos seguir siendo Podemos?", apunta la familia errejonista en esta amarga reflexión.

Monedero culpa a la campaña

En este sentido, se critica duramente que "buitres oportunistas" intenten "sacar rédito a la interna como ha hecho Monedero" criticando la campaña dirigida por Errejón. Afean al ex dirigente haber manifestado que se había hecho una campaña más dirigida al "marketing" que al "contenido", y con "poca calle".
Sin embargo, las críticas a la campaña se vierten desde el grupo de Iglesias. "Quizás la campaña ha estado demasiado dominada por la contención, por evitar dar miedo y al final hemos evitado dar motivos para votar. Volviendo a los errores de la campaña de las autonómicas", inciden Los Muchachos, miembros de Podemos más afines a Iglesias. "Quizás la campaña ha estado demasiado centrada en seducir a los que faltan y los que ya están se han puesto celosos", ironizan en un momento dado sobre una de las tesis fundamentales del 'errejonismo', que es apelar a los que todavía no están en Podemos.
"Son muchos los errores acumulados, la actitud, el sectarismo en determinadas ocasiones... Pero si levantamos la mirada, y miramos a largo plazo, debemos de valorar qué queremos que sea Podemos y qué función debe tener para este país, si queremos que sea un diccionario de golpes en el pecho que miran al pasado o queremos un Podemos que mire al futuro, y a los que faltan, que seduzca a su pueblo generando una mayoría nueva que permita una victoria para la gente", contestan los partidarios de Errejón.
Publicar un comentario