Sigue el blog por EMAIL. Seguir por EMAIL

miércoles, 18 de mayo de 2016

Venezuela: La Policía utiliza gases lacrimógenos y vehículos blindados para impedir que miles de manifestantes lleguen al centro de Caracas

La Policía venezolana se empleó ayer con dureza para impedir que la manifestación a favor del revocatorio contra Maduro pudiera llegar al centro de Caracas, donde deseaba entregar sus reclamaciones al Consejo Nacional Electoral para pedirle que no intente impedir la celebración de un referéndum revocatorio en las fechas necesarias para que se celebren comicios.

En Caracas, la plaza Venezuela, sitio de concentración de la oposición, fuerodeada por blindados para obstaculizar la manifestación. La Policía utilizó gases lacrimógenos para intentar dispersar a los miles de manifestantes congregados, algunos de los cuales se les enfrentaron con palos y piedras para intentar abrirse camino. Pero los uniformados bloquearon la movilización e incluso cerraron el Metro.«Maduro fuera», «Referéndum, referéndum» y «Queremos comida» fueron algunos de los lemas coreados por los manifestantes, a quienes se les instó a evitar provocaciones y evitar por todos medios la violencia. «Los venezolanos estamos hartos, estamos hambrientos, esto debe acabar», afirmó uno de los manifestantes antes de intentar ponerse a salvo de los gases lacrimógenos.

La oposición salió en bloque

La convocatoria la hizo la opositora Mesa de la Unidad Democrática conjuntamente con el gobernador de Miranda, Henrique Capriles, que lanzó una advertencia a Maduro de si quiere aplicar su decreto entonces que«saque los tanques de guerra, aviones y ejército a la calle porque la gente va a continuar protestando».
Dicho y hecho. Maduro ordenó sacar los tanques, rodeando la Plaza Venezuela en la capital para impedir el acceso de los manifestantes.
«Queremos comida» fueron algunos de los lemas coreados por los manifestantes
El líder opositor añadió que «los venezolanos nos movilizamos para que coloquen ya los puntos para validar nuestras firmas. Que quede claro, reprimir al pueblo por exigir sus derechos es violar la Constitución. Le decimos a nuestra Fuerza Armada que está llegando la hora decisiva en la que se tiene que hacer respetar la Constitución. Hay que apelar al juramento de cada soldado en estos momentos que vive la patria. No se pongan de lado de la crisis, póngase del lado de los venezolanos. La movilización es de carácter pacífico y deben resguardarla».
Retó, por último, a los uniformados a ponerse del lado de la Constitución o de Maduro. Una de dos.
Publicar un comentario