Sigue el blog por EMAIL. Seguir por EMAIL

jueves, 19 de mayo de 2016

Mira lo decisivo que será tu voto el 26J. Por provincias.







Cada voto cuenta; aunque, en las elecciones del 26-J, unos serán más decisivos que otros. El 20-D dejó en algunas provincias una diferencia muy estrecha entre el número de votos que obtuvo el último diputado electo de la circunscripción y la cifra conseguida por la candidatura que se quedó más cerca de las puertas del Congreso.
[Pincha en el mapa sobre cada provincia para conocer los partidos que están más cerca de conseguir el último escaño y a quién se lo pueden arrebatar]
ABC ha calculado, aplicando la ley d’Hont que establece el reparto de escaños en el sistema electoral español, las actas de diputado que están en un margen más estrecho para decantarse por un partido u otro. Madrid, Cáceres, Santa Cruz de Tenerife, Álava y León son las más apretadas en el baile del último escaño. Aunque hay hasta 16 provincias donde la cifra de papeletas para cambiar de manos depende de menos de un 1% del censo electoral de cada circunscripción, es decir, la posibilidad real está más cerca que en el resto.
La siguiente tabla muestra, con datos del 20-D y la premisa de la coalición Podemos-IU en esas elecciones: el partido que tiene el último escaño repartido en cada circunscripción; el partido que está más cerca de arrebatar ese último escaño; los votos necesarios para conseguirlo, siguiendo la ley d’Hont; y el porcentaje que esos votos necesarios suponen respecto del censo electoral de esa provincia. Puedes ordenar los resultados de mayor a menor pinchando sobre los encabezados:
En política, uno más uno no suman dos. Ni los escaños se arrebatan siempre al rival ideológico. Así, entre las provincias con las distancias más cortas entre el último diputado electo y la candidatura más próxima a obtener el último diputado, el trasvase con menor porcentaje de papeletas estaría en: Madrid (del PP al PSOE), Cáceres (del PSOE a Unidos Podemos), Santa Cruz de Tenerife (del PSOE a Ciudadanos), Álava (del PSOE a EH Bildu) y León (de Ciudadanos al PSOE).

Unidos Podemos

La aplicación de la fórmula de la ley d’Hont en los resultados de las elecciones generales del 20 de diciembre teniendo en cuenta la coalición Unidos Podemos (la suma de Podemos e Izquierda Unida) dejaría como resultado: PP (117), PSOE (88), Unidos Podemos (84) y Ciudadanos (36).
El PP, siempre teniendo en cuenta cómo habrían sido los resultados con una hipotética coalición Podemos-IU el 20-D, tendría hasta 18 diputados elegidos como últimos de su circunscripción; pero no todos están igual de amenazados. Por debajo del umbral del 1% del censo solo tiene tres escaños. Es decir, la mayoría de sus diputados, aunque sean los últimos electos de sus circunscripción, tienen cierto margen de votos para sobrevivir a los cambios electorales. Una cifra de incertidumbre menor que PSOE, Unidos Podemos o Ciudadanos, con cuatro diputados cada uno con un colchón de votos menor del 1% para superar los vaivenes que traiga el 26-J, donde todos parten de cero y nadie tiene la silla asegurada.
A las puertas de conseguir ese disputado último escaño, el PP tiene 16 candidatos al Congreso; aunque solo tres están por debajo del umbral del 1%. Es decir, tres de sus candidatos tienen que superar una barrera baja para arrebatar el asiento al rival. La cifra es idéntica al PSOE y Ciudadanos, y uno monos que Unidos Podemos, con cuatro por debajo del umbral del 1% y 13 en total a las puertas del Congreso, el segundo por detrás del PP, como muestra la tabla inferior.



Publicar un comentario