Sigue el blog por EMAIL. Seguir por EMAIL

viernes, 27 de mayo de 2016

Ante e la ampliaciación de 2.500 millones de capital, el Banco Popular se hunde en la bolsa.


1

El Banco Popular suma ya dos días en números rojos en el parqué español. La resaca del anuncio de una ampliación de capital sigue sin dar tregua a las cotizaciones de la entidad. Después de acumular un desplome del 26,5 % durante la jornada del jueves, el Popular sigue este viernes bajista, con unas pérdidas que a media mañana acumulaban ya un 8,2 %, dejando los títulos en 1,59 euros. 
El Popular anunció ayer por sorpresa una macroampliación de capitalpor importe de 2.500 millones de euros. Será la segunda en menos de cuatro años, después de la realizada por idéntica cuantía a finales del 2012, a lo que habría que sumar también la operación de 450 millones para dar entrada en el banco al grupo liderado por el magnate mexicano Del Valle a finales del 2013. La entidad que preside Ángel Ron defendió la operación argumentando que su objetivo es «fortalecer» el balance para «aprovechar las oportunidades de crecimiento que el entorno ofrezca», especialmente en un momento de incertidumbres económicas y previsibles nuevos procesos de concentración, en los que quiere «jugar un papel activo». 
A ello añaden el hecho de que hay inversores globales interesados en entrar, que el precio es atractivo y que la operación permitirá incrementar los niveles de cobertura hasta el 50 % -en línea con la media del sector- a través de mayores provisiones (se calculan un total de 4.700 millones, que saldrían de la ampliación y de resultados) para «acelerar» la desinversión en el ladrillo. El objetivo es deshacerse en tres años de una cartera inmobiliaria valorada en 15.000 millones. También anunció que este año no habrá dividendo y que tratarán de recuperarlo en el 2016. 
Los accionistas -63.000 en Galicia- tendrán desde el 28 de mayo al 11 de junio la posibilidad de ejercer su derecho de suscripción preferente para acudir a la ampliación o venderlos. Al mercado ayer se le atragantó la noticia: las acciones se desplomaron más de un 26 %. 
El ministro de Economía en funciones, Luis de Guindos, valoró el anuncio de la entidad, argumentando que «hay decisiones duras, pero que son las correctas a largo plazo» y deben hacerse «cuanto antes». «A medio y largo plazo será positivo, y el ajuste del valor en bolsa ahora es normal. Pero hay que mirar más allá, con perspectiva. Y cualquier banco que incrementa capital lo que está haciendo es fortalecerse», sostuvo. 
Los expertos consultados consideran, sin embargo, que la ampliación de capital se queda «un poco corta». «El anuncio no debería sorprender a nadie. Ya evitaron en su momento un rescate con dinero público, a través de la macro ampliación del 2012, y a pesar de ello, las fragilidades que había en su balance afloran ahora con un contexto que no es favorable (tipos de interés negativos, negocio complicado, exposición inmobiliaria, cláusulas suelo en contra...). El banco hizo esa apuesta, fiando todo a una situación mejor, pero no resultó, aunque ganaron tiempo. Ahora tienen que afrontar esa falta de capital», señalaJavier Flores, responsable del servicio de estudios de la Asociación Europea de Inversores Profesionales (Asinver), que también pone el foco sobre las exigencias regulatorias, en las que no todas las entidades van al mismo ritmo. 
Tanto Flores como Gabriela Vara, responsable de CFDs y Divisas de Andbank, apuntan que la ampliación es «un varapalo», «la peor solución para los accionistas, que no reciben nada a cambio e incluso se les diluye de forma grave». ¿Podría el banco haber optado por otras fórmulas, como bonistas e híbridos? «El precedente de Deutsche Bank y el pánico que desató ha sido disuasorio», añade Flores. 
Para Javier Santacruz, profesor del Instituto de Estudios Bursátiles (IEB), que amplíe justo un 50 % de su valor en bolsa puede ser señal de dos cosas: «De alarma, por la necesidad de cubrir las potenciales pérdidas provocadas por que el deterioro acelerado de sus activos, o de que está preparando el terreno para ser comprado por otro banco».
Publicar un comentario